Los mejores restaurantes de la zona en la Guía Gastronómica

Ante el golpe de la mafia democracia

manifestacionEse era el lema de la manifestación que dos personas próximas a Podemos, Elena Martínez López y Alberto Albino Torre Barciela solicitaron ante la Delegación de Gobierno.

Manifestación que fue autorizada y se inició en la Plaza de Neptuno discurriendo hasta la Puerta del Sol a la que llegó en el momento en que Mariano Rajoy era designado como presidente del gobierno.

Lo primero que me llama la atención es la cifra de manifestantes que según algunos medios era de 3.000, según la policía 5.000 y 100.000 según los organizadores.

Pues bien, ni unos ni otros; aunque no soy experto en contabilizar masas, según mi criterio y tras contar la gente aproximada que pasó frente a mí en un minuto y multiplicar por los minutos que transcurrió la manifestación por donde yo estaba me dio un resultado de 30.000

Y lo más sorprendente de todo era la amalgama de partidos, organizaciones, sindicatos y demás que acudieron al acto portando sus emblemas y banderas, puede que fueran también otras treinta mil: Círculo Unidad Popular, Izquierda Castellana, Partido Comunista de España, Pan y Trabajo, Movimiento 15 M, Marchas de la Dignidad, Stop Desahucios, Orgullo Gay…

Sin entrar a considerar la oportunidad de la convocatoria ni cuestionar la veracidad de las consignas que gritaban: “PSOE y PP la misma mierda es”, “Que no nos representan, que no”, “Verguenza me daría ser Susana Díaz”, “Sí se puede, sí se puede”… lo que me asombra es cómo con tanta diversidad de grupos, tanta variedad de colores, tantos nombres y siglas se entiendan entre ellos y puedan organizar cosas.

Otra cuestión: ¿Quién paga los cientos de pancartas, bandera, gorras y souvenirs que allí se repartían?

Alguna mano desde la sombra mueve los hilos y pone la pasta.

 

Comentar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *